Elegir una lámpara es una tarea muy gratificante por lo que decora cualquier habitación de una casa. Hay tantos tipos de lámparas como estilos decorativos y diferentes modelos en función de dónde vayas a colocarla: lámparas de techo, apliques para paredes o muros, lámparas de sobremesa, de pie, plafones… Sin embargo, en la elección también hay que tener en cuenta el consumo de luz que supone.

De media en una vivienda familiar común se consumen 4.000 kW/hora al año. De ese total, el 5% del gasto eléctrico de una casa corresponde a la iluminación. Es un porcentaje lo suficientemente importante como para tenerlo en mente a la hora de tomar medidas para ser más ahorradores.

Elige el modelo de lámpara según la luz que necesites

Lo primero que debes tener en cuenta es el lugar para el que necesitas la lámpara y preguntarte el tipo de luz que necesitas. Puede ser directa o indirecta:

– La luz directa es aquella que alumbra directamente de la lámpara al objeto. Este es el tipo de luz que emiten algunas lámparas de techo, las de sobremesa como flexos o los focos empotrados. Necesitarás esas luces en lugares para leer, estudiar, cocinar…

– La luz indirecta es aquella que se refleja sobre una superficie, pared o techo, y de ahí rebota la luz. En este sentido, es una luz más suave, tenue. Caerás en un error si usas estas en un sitio que necesites más intensidad porque necesitarás más potencia para conseguir la luz que quieres. Esto elevará tu consumo.

Una vez que te asegures una lámpara eficiente, llega el momento de elegir la lámpara que desees en la tienda de lámparas y decoración DecoraLuz.com.

Las claves más importantes para ahorrar en el consumo de la luz de tu hogar

– Utiliza bombillas de LED. La tecnología LED es la más eficiente, ya que su encendido es instantáneo y su consumo es el menor comparado con el resto de tipos de bombillas. Ese dato lo puedes ver en la etiqueta ya que su eficiencia energética es A+, la más alta.

Además, la bombilla de LED es la que más vida útil ofrece –una bombilla de LED dura entre 15.000 y 25.000 horas encendida, esto supone una vida de entre 15 y 25 años-.

– Hay lámparas a las que puedes colocar una bombilla de LED apta para conectar al móvil. De este modo puedes conectar la lámpara al bluetooth o la wifi y controlarla de forma remota, encendiéndola y apagándola desde el teléfono cuando no estés usándola en la estancia.

– Limpia tus lámparas. Parece un consejo trivial, pero la suciedad en las bombillas resta eficiencia a tu lámpara.

– Utiliza reguladores. Así podrás ajustar la luz a cada momento o necesidad que tengas aumentando o disminuyendo la intensidad de la luz y, por tanto, también el consumo.

Moderna, clásica, rústica, colorida, infantil, de fibras naturales, de líneas geométricas…, las hay de todos los estilos que puedas imaginar. Para finalizar, recuerda que es aconsejable que la decoración de la estancia combine con tus lámparas para que formen un conjunto homogéneo y visualmente atractivo.

The following two tabs change content below.

bit2k5

En bit2k5 podrás encontrar las últimas novedades del marketing digital: trucos, clases, inventos en directo... Noticias relacionadas con el mundo de la informática y la tecnología.